Budín de garbanzos y maíz

Sabemos que la combinación de cereales y legumbres siempre es exitosa. Ahora bien; si esa mezcla, además, nos convida con deliciosos sabores y texturas cremosas, el deleite es doble. Doble porque es rico, nutritivo y saludable, y porque es tan simple de preparar que nos resuelve una comida con mucha rapidez. Eso sí: requiere de un pelín de anticipación (que, dicho sea de paso, no nos viene nada mal para poder organizarnos con las comidas y hacer de nuestro menú semanal una tarea coordinada con nuestras compras, divertida para variar las preparaciones con nutrientes que nos enriquezcan y no estar comiendo siempre lo mismo y a las corridas, echando mano de alimentos poco sanos o en versiones escasamente saludables). Aquí, lo más complicado será recordar, la noche anterior, poner en remojo los garbanzos ;)




Esta receta, inspirada en una preparación del cocinero argentino - devenido en político-intendente de un municipio del sur del conurbano bonaerense - Martiniano Molina, es ideal como plato único, acompañada por una sabrosa ensalada de hojas verdes o como guarnición/acompañamiento de otro tipo de platos (de esos que no van a encontrar en mi mesa, pero que bien pueden estar en las suyas Jajaja).




¡Manos a la obra! Cocinamos 1 y 1/2 taza de garbanzos (hidratados en agua durante toda la noche  - o, por al menos, 12 horas antes de su preparación -  junto con una hoja de laurel, que dejaremos durante la cocción), partiendo de agua caliente, hasta que queden totalmente tiernos.

Mientras tanto, salteamos en 1 cucharada de aceite de coco 1 cebolla y 1/4 de pimiento rojo, cortados en brunoise. Condimentamos con sal, pimienta, nuez moscada, 1 cucharada de puerro deshidratado y 1 cucharadita  de orégano. Cuando la cebolla esté transparente, incorporamos 300 gramos de maíz desgranado. Cocemos hasta que los granos estén tiernos y reservamos.




Entretanto, cuando los garbanzos estén cocidos, los colamos muy bien y procesamos junto con 1 taza de leche (vegetal o animal) hasta obtener un puré. Luego, incorporamos los vegetales salteados, 2 huevos ligeramente batidos, 1/2 taza de queso rallado (Provolone, en mi caso) y 1 taza de queso crema tipo americano (yo utilicé reducido en grasas).




Rectificamos la sazón, de ser necesario, y añadimos 1 cucharadita de cúrcuma junto con 2-3 cucharadas bien colmadas de almidón de maíz. Integramos muy bien todos los ingredientes y reservamos.

Una vez que la mezcla se haya enfriado, la distribuimos en una asadera o fuente para horno enaceitada o humedecida con rocío vegetal y la cocinamos a baño de María por unos 30 minutos (o hasta que la preparación cuaje) en un horno precalentado a 180-190°C. 

Puede comerse tanto tibio como caliente, acompañado por una ensalada a base de mezcla de hojas verdes, de rúcula o berro con brotes de rabanito, mix de hojas verdes y de colores (con endivias, radicchio/achicoria roja y lechuga morada) o la combinación que más les apetezca ;)




Algunas observaciones y recomendaciones finales: Al dejar en remojo durante algunas horas las legumbres junto con hojas de laurel (que después conservamos mientras se cocinan) reducimos las posibilidades de sufrir malestares gastrointestinales posteriores a su ingesta y mejoramos su sabor.

Recuerden que, si por alguna razón, fuera necesario incorporar agua durante la cocción de los garbanzos, ésta debe estar templada o caliente (nunca fría) para no bajar la temperatura del agua y terminar malogrando la preparación. Asimismo, tengan en cuenta que lo ideal para cocer las legumbres es hacerlo a fuego medio, nunca a borbotones, para evitar que se rompan y desprendan los hollejos.

Con estas cantidades se obtienen unas 6 porciones de budín de generosas dimensiones.

Si lo desean, pueden reemplazar el maíz fresco por congelado; en ese caso, no será necesario descongelarlo previamente a su utilización, pudiendo hacerlo directamente sin perjudicar en absoluto la calidad o sabor del plato terminado. De igual manera, si así lo desean (por razones prácticas), pueden sustituir los garbanzos secos por sus pares enlatados. Recuerden, en ese caso, eliminar completamente el agua en la que se conservan y enjuagarlos muy bien para retirar todos sus residuos.

Esta receta también pueden prepararla en moldes de flan o en ramekin (moldes para soufflé), siempre cocinándola a baño de María.

Pueden incorporar, si así lo prefieren, al salteado de vegetales zanahorias en brunoise, champiñones u otras setas, pimientos verde y amarillo, brócoli, coliflor... Asimismo, pueden reemplazar el queso rallado por variedades ralladas de quesos semiduros como Gruyere, Pategras, Lincoln, Holanda/Mar del Plata, Pecorino, Manchego... 

Si deben volver a calentar la preparación, háganlo a baño de María. En ese caso, para evitar que la superficie se reseque mucho, el calor del horno debe ser moderado, debiéndose tapar el budín con papel aluminio para que no reciba calor directo.




Como les dije al comienzo, este es un plato bastante práctico, completo y sencillo. Nos propone una corteza algo crocante y un interior tierno, sabroso y de textura cremosa que nos va a conquistar de inmediato (incluso a los pequeños de la casa o a los más reacios a las verduras). Además, una porción de budín y una regia ensalada nos dejan felices y bien alimentados ;)




¿Qué les parece mi propuesta? ¿Se animan a prepararla? ¿Creen que tendrá buena aceptación en su mesa?

Espero que los tiente lo suficiente como para decidir que vale la pena darle una oportunidad en su me. ¡Hasta la próxima! Les deseo una excelente semana junto a sus seres queridos. ¡Disfruten mucho y no olviden experimentar en la cocina!


Textos y fotografías: ©Bouquet Garni Recetas
Digiscrap: ©Pixel Scrapper-Elif Sahin/Amber Shaw Digital Design Studio/Bouquet Garni Recetas

Comentarios

  1. No he probado nunca un budin así, aunque me gustan mucho las tartas saladas y experimento bastante con ellas. Es una receta contundente, bien acompañada por vegetales porque si no sería muy pesada, que creo que me gustará conocer.
    un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lola, me alegra mucho que te resulte interesante mi propuesta :) Es una manera distinta y muy sabrosa de combinar legumbres con cereales, incluyendo a los garbanzos de un modo distinto a los más tradicionales. Como bien decís, con una ensalada liviana o como segundo plato, después de una sopa ligera, resulta una comida muy nutritiva y completa.
      Un beso.

      Eliminar
  2. aaahhh! garbanzos! y aqui es donde llega mi confusión, 1 1/2 taza de garbanzos medidos antes de remojar o despues de remojarlos, siempre es mi dilema, son mis favoritos pero en recetas siempre fracaso por esta duda..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Kitara, en este caso es lo mismo que midas las tazas de los garbanzos secos o ya remojados porque no modifica sustancialmente el resultado final del plato. Yo los mido secos (antes de hidratarlos); pero, bien vale esa medida (siempre sirve como orientación) si vas a utilizar garbanzos de lata, por ejemplo.
      Espero haberte sido de ayuda.¡Éxito con la receta! ;)
      Saludos.

      Eliminar
  3. Que bueno que se ve :)
    Un saludito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mijú, me alegra mucho que te guste mi receta :)
      Saludos.

      Eliminar
  4. Me lo apunto se ve delicioso!!besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dezazu, me alegra mucho que te guste mi propuesta :)
      Besos.

      Eliminar
  5. Pues si que me ha gustado, Silvina, con una buena ensalada creo que es un plato de 10, completo, sano y sobre todo sabroso. Todos los budines son un recurso estupendo para hacer de algo simple un plato maravilloso. Me ha gustado mucho!
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Nuria, me hace muy feliz que te guste mi receta :)
      Como bien decís, es un plato muy completo, sano y sabroso. Además, es otra manera de incluir garbanzos en la dieta, en una forma de preparación que se aleja un poco de las más tradicionales. Y está claro que los budines son prácticos, rendidores y nos permiten lucirnos sin mayores complicaciones ;)
      Un beso enorme.

      Eliminar
  6. Que riquisimo se ve!!! Parece una tortilla a la vista, es una receta muy buena y contundente. Me encantaria probarla porque debe de estar sin duda muy rica.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra mucho que te guste mi propuesta :)
      En verdad, este budín tiene una textura algo similar a la de las tortillas, aunque algo más seca por estar horneado. De cualquier modo, al cocerse a baño de María, conserva su interior bien cremoso y tentador.
      Estoy segura que si lo probás no quedarás para nada decepcionada ;)
      Un beso grande.

      Eliminar
  7. Hola Silvina, pues me parece una receta genial, deliciosa, sencilla pero desde luego me ha sorprendido. un budin delicioso que podemos presentar en cualquier comida, una ensalada y seguro que acertamos. Mil besos y mil gracias por el cariño que me demuestras cada vez que vienes a verme!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Elisa, querida amiga, me hace muy feliz que te guste mi receta :)
      En verdad, este budín es muy sencillo a la vez que sabroso y muy completo en cuanto a nutrientes. Con una ensalada como acompañamiento puede sorprender con mucha gracia en nuestro menú diario.
      Te envío un cariño enorme y te agradezco inmensamente las palabras de afecto que me dejaste en Facebook.

      Eliminar
  8. Claro que le voy a dar una oportunidad, a mí me va a gustar y a la familia espero que también. Me parece ideal que para llevarlo en la cesta de excursión, ahora que hace tan buen tiempo por aquí.
    Un beso, feliz semana!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María Esther, me alegra mucho que te guste mi propuesta y que quieras darle una oportunidad en tu mesa :)
      Como bien decís, puede ser ideal también para incluirlo en la cesta del picnic por resultar práctico y cómodo ;)
      ¡Que disfrutes mucho del buen tiempo y que estés muy bien!
      Un beso y muy feliz semana para vos también.

      Eliminar
  9. Sorprendente... seguro que está delicioso acompañado de unas verduritas salteadas, una ensalada o algo más ligerito, ideal!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mireia, me alegra mucho que te resulte interesante mi receta :)
      Como bien decís, acompañado por algunos vegetales asados, una ensalada liviana o como segundo plato, luego de una sopa ligera, es una preparación muy completa y sabrosa que nos permite presentar cereales y legumbres en un formato menos tradicional, pero igual de sabroso ;)
      Un beso grande.

      Eliminar
  10. Hola Silvina... qué rico budín. Fácil, sano y muy sabroso seguro. Me gustaría probarlo, pues esta combinación de cereal y legumbre, también es muy frecuente en mi mesa. Te ha quedado espectacular y con la ensalada verdes, como dices, es un almuerzo de categoría. Buenísimo!! Besos guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pilar querida, me alegra mucho que te guste mi propuesta :)
      Estoy segura que este budín te gustaría mucho porque es una combinación que queda muy gustosa y, en formato de budín, nos permite una vuelta de rosca a las maneras más tradicionales de presentación.
      Un beso enorme y que estés muy bien.

      Eliminar
  11. Me ha encantado esta receta vegana. Me la apunto porque tiene que estar de chuparse los dedos!! Gracias por compartirla, me parece una idea genial! =)
    Un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Kim, me alegra mucho que te guste mi receta :)
      Eso sí, te aclaro que no es vegana porque contiene huevos, leche y quesos; es ovo-lacto vegetariana. Sin embargo, podría hacerse una versión vegana si reemplazamos la leche por una de origen vegetal (almendras o avena, por ejemplo), los quesos por versiones veganas que permitan derretirse y ayudar a mantener unida la preparción, y los huevos por una proporción adecuada (sería de cuestión de ir ajustando las cantidades hasta lograr la apropiada) de harina de garbanzos y agua potable caliente ;)
      ¡Gracias a vos por pasar por aquí y dejarme tu comentario!
      Un beso enorme y que estés muy bien.

      Eliminar
  12. Hola, me encanta esta entrada y su blog me quedo aquí en su blog. Le invito a que pase y siga mi blog: http://mibonitolugar.blogspot.com.es/ Y que siga mi blog en Facebook en este enlace: https://www.facebook.com/Disfruta-conmigo-cocinando-682406015128020/ Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te guste mi propuesta :)
      Ya mismo paso para conocer tu blog.
      Saludos.

      Eliminar
  13. Hola Silvina, esta receta me gusta, es una manera diferente de comer legumbres con cereales, me resulta original y muy tentadora . Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Karmen, me alegra mucho que te guste mi receta :)
      En efecto, es una manera distinta de comer legumbres combinadas con cereales, logrando un plato muy apetitoso a la vez que sabroso y sencillo ;)
      Un cariño enorme para vos.

      Eliminar

Publicar un comentario en la entrada

Agradezco mucho que te tomes el tiempo de visitar mi cocina. Por eso, si mi receta te gusta, te resulta útil o si te quedó alguna duda, me encantaría que me dejes tu comentario.
¡Que disfrutes el paseo y espero que regreses pronto! ;)

Google+ Seguidores

Entradas populares