Triángulos de manzana

¡¡Uf!! ¡Pero, si es que creí que esta semana no podría convidarles con ninguna receta! Es que el Wi-Fi, hace un par de días, viene funcionando según su antojo (y se ve que el humor lo tiene bien cabreao porque alterna entre mal y peor de manera constante y parejita...). Bueno, pero insistiendo y conversando civilizadamente con él, hemos llegado a un acuerdo y aquí me tienen con receta dulce (¿habrá sido eso?) para comenzar el mes dándonos un gustito (sencillo, pero bien sabroso). No soy muy de dulces y cada vez consumo menos azúcar en mi dieta - fuera, claro está, del azúcar propio de las frutas -, pero estos triángulos de masa hojaldrada y relleno jugoso son exquisitos. ¿Fáciles? ¡Facilísimos! Rendidores, delicados, muy tentadores y bajos en azúcar. ¡¿Qué más les puedo decir?! ;)




Manzanas de la variedad que más les guste (pueden ser verdes, amarillas, rojas para cocinar o las clásicas deliciosas que comemos), arándanos rojos, un poco de puré de manzanas, un toque de cardamomo bien perfumado y una pizca de azúcar hacen magia para complacernos con estos triángulos hojaldrados y sencillos que vestirán de fiesta nuestra mesa de té, acompañarán de lujo unos ricos mates de la tarde o nos ayudarán a ponerle mucho sabor a la merienda y el desayuno.




En un bol, disponemos 2 manzanas grandes ralladas y las rociamos con jugo de limón (con 1-2 cucharadas estará bien) para evitar que se oxiden (si utilizan manzanas verdes, por su acidez, este proceso se retrasa lo suficiente como para no necesitar el jugo). Además, agregamos 3 cucharadas de puré de manzanas (aquí pueden encontrar la manera de hacerlo en casa, porque casero y orgánico es mucho más saludable) y 1/4 taza de arándanos rojos deshidratados. Añadimos, por último, 1 cucharadita de cardamomo recién molido y mezclamos bien para integrar todos los sabores. Reservamos.




Ubicamos la masa de hojaldre sobre la mesa de trabajo y cortamos cuadrados más o menos parejos para que se cocinen de manera óptima (¡y para que nadie se pelee por el bocado más grande!). Como ya les he comentado en otras oportunidades, cuando necesito este tipo de masa suelo recurrir a los clásicos pastelitos porque en la fábrica de pastas donde compro los preparan de una calidad sublime, ya vienen listos para usar y sólo es cuestión de preparar el relleno y armar lo que tenga en mente. 

Entonces, sobre cada porción de masa colocamos unas 2 cucharadas generosas del relleno que habíamos reservado (¡bien escurrido!) y pincelamos los bordes con 1 huevo batido mezclado con 2 cucharadas de agua potable. Cerramos en forma de triángulos y, con la ayuda de un tenedor, apretamos el borde externo para formar un dibujo - a modo de repulgo - que hará que nuestras "facturas" exprés luzcan más divertidas; pero, que realmente persigue el propósito de que el relleno quede bien apretado dentro de la masa.




Antes de llevar al horno, a cada pieza le practicamos unos cortes en la superficie de la masa para que los vapores que se formen durante la cocción tengan un lugar por donde escapar sin que se hinchen los triángulos, manteniendo así su forma y relleno. Luego, los pintamos con el huevo batido y espolvoreamos con una pizca de azúcar para que caramelicen al hornearse.




Cocinamos en horno caliente hasta que la masa tome un hermoso color dorado parejo. Servimos tibios o fríos y disfrutamos junto con un rico té de manzanilla o menta, de frutos rojos o bergamota, té verde, café (descafeinado es más saludable, pero eso va en gustos...) o unos ricos mates.



Algunas observaciones y recomendaciones finales: En mi caso, con estas cantidades obtengo unos 17 triángulos de generosas proporciones; pero, la producción variará según el tamaño de la masa que utilicen.

En lugar de puré de manzanas, si lo prefieren, pueden utilizar mermelada de manzanas o de frutillas porque estas dos frutas combinan de mil maravillas. De igual modo, pueden sustituir los arándanos rojos por frutillas deshidratadas, bayas Goji/de Goji o arándanos tradicionales. 

Asimismo, a la mezcla del relleno le pueden incorporar almendras o nueces molidas, así como canela, pimienta de Jamaica y/o jengibre.





Entretanto, la masa de hojaldre puede ser sustituida por masa filo. En tal caso, recuerden colocar varias capas de masa superpuesta, pincelando, ente capa y capa, con manteca/mantequilla derretida o aceite. Al utilizar tiras rectangulares de masa pueden formar las clásicas samosas (en este caso, con relleno dulce) que tan bonitas quedan.

En tanto que, por fuera, si así lo desean, pueden espolvorear semillas de amapola o de sésamo/ajonjolí además de algo de azúcar. 

Si lo prefieren, el huevo de la receta puede reemplazarse por agua potable tanto para unir la masa como para pincelarla antes de llevarla a hornear. 




Y hasta aquí hemos llegado por hoy porque no hay mucho más que explicar, ya que la receta no requiere de mucha técnica ni ciencia específica; simplemente, de ganas de darse un gustito sin mucho dulce, bien sabroso, crocante y tentador ;)

Espero haberlos seducido con la propuesta lo suficiente como para que preparen estos sencillos Triángulos de manzana y me cuenten qué les han parecido.

Nos reencontramos la semana próxima. Hasta entonces, les deseo que la pasen muy bien, disfruten junto a sus seres queridos y experimenten en la cocina :)


Textos y fotografías: ©Bouquet Garni Recetas
Digiscrap: ©Tracy Martin Scrapbook Designs/Anita Designs/HG Designs/Designs by Connie Prince/ Bella Gypsy Designs/Bouquet Garni Recetas



Comentarios

  1. Silvina yo creo que han sido estos triándulos de manzana los que han puesto de buen humor a tu WI - FI y ha permitido que los compartas con nosotros.

    Aunque cada vez consumas menos azúcar yo te agradezco que nos traigas dulceríos tan sencillos y (casi) sanos como este ¡es que esto te quita el antojo de dulce en un pispás!

    ¡Besos mil y feliz finde!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Cuca, yo también creo que los Triángulos más algunas negociaciones (¡qué la cosa no ha sido nada sencilla!) han sido las razones principal que hicieron cambiar la postura de mi Wi-Fi Jajaja :D
      Es verdad que yo, personalmente, consumo muy poca azúcar (incluso, integral); pero, en casa, son golosos y algún gustito de vez en cuando debo darles o me echan broncas. Pero, como a mí me gusta poco liarme mucho en la cocina, si puedo preparar un dulce práctico y sencillo allí voy ;)
      Me alegra mucho que te guste mi propuesta :)
      Besos enormes para vos y la pequeña Lara.

      Eliminar
  2. En general los dulces que llevan fruta son los que más me gustan. Los hojaldres rellenos son especialmente ricos con ellas y con poco que se acompañen nos ofrecen un postre o tentempié exquisito. Tus triángulos son unos bocados muy acertados para este finde que se prevee húmedo, que ya sería hora por otra parte.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lola, me alegra mucho que te guste mi propuesta :)
      A mí también, aunque no soy muy dulcera, las tartas y hojaldres con frutas frescas me gustan mucho más que algunas otras preparaciones bastante más pesadas y recargadas con cremas y otros dulces.
      Un beso.

      Eliminar
  3. Mmm! Que delicia de triangulitos, perfectos porque justo ahora hay muy buena manzana y estan poniendo en los supers los paquetes de arandanos frescos, me llevo tu receta!
    bs!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Diana, me alegra mucho que te guste mi receta y que puedas aprovecharla con la fruta de estación :)
      Un beso grande.

      Eliminar
  4. Me gustan muchos los cardamomos.
    Un bocado bien bueno el que nos pones hoy.
    Para quitarte los azúcares, lo mejor no comer refinados ;-))))
    Un saludito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mijú, el cardamomo es mi especia favorita con su perfume y sabor alimonado y refrescante.
      Me alegra que te guste mi receta :)
      En cuanto a los azúcares, no consumo azúcar refinada (excepto algo de orgánica para espolvorear en alguna preparación, como en el caso de estos Triángulos) y, la verdad, sólo integral/mascabo para cocinar alguna preparación dulce que realizo de manera esporádica. El dulce no me atrae demasiado y el azúcar no forma parte de mi dieta, salvo la que incluye las frutas que consumo ;)
      Saludos.

      Eliminar
  5. Silvina estos triangulos a modo de empanadillas, tiene que estar deliciosos, me ha encantado tu receta, porque es sencilla y fácil de elaborar, que para mí, que voy siempre a todos lados con el tiempo justo, estas cosas me solucionan la vida.
    Me encanta el toque de pimienta de Jamaica, cardamomo o /o jengibre en los dulces, suelo ponerlo en mis bizcochos y plumcakes, y dan un giro de 180º a cualquier receta.
    Por cierto, que bonitos los detallitos de crochet, hago ganchillo hace muchísimos años, y siempre estoy ideando cosas, estos tapetes son lindos en cualquier cocina, por muy moderna que sea.
    Besos, que disfrutes el fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Concha, me alegra mucho que te guste mi receta :)
      Como vos, prefiero comer rico, pero sencillo. No tengo tiempo para complicarme mucho en la cocina y - si bien valoro enormemente la dedicación de quien, con gusto delicado, realiza unos trabajos de pastelería extraordinarios – prefiero, para el día a día, un capricho fácil de realizar y lo más saludable posible ;)
      En cuanto a los detalles realizados al crochet de la foto, soy una enamorada de las agujas y tejo (no todo lo que me gustaría porque no me dan los tiempos) desde pequeña porque me enseñó mi abuela. Pero… Nobleza obliga: tanto la agarradera o posa fuentes como las manzanas de estas fotografías son obra de una queridísima amiga que tiene mano de ángel y gusto exquisito, cuyos trabajos impecables permiten que mis fotos se luzcan y llenen de colores :)
      Besos grandes y mis mejores deseos para tu semana.

      Eliminar
  6. Estos triangulos de hojaldre , son ideales para esta epoca ya que por aquí es el tiempo que mas variedad de manzanas ahi por todas partes ... Las hare sin falta por que me apetece muchisimo...Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Karmen, me hace muy feliz que te guste y resulte práctica mi propuesta :)
      Si la preparás, contame qué te ha parecido ;)
      Besos y excelente semana para vos.

      Eliminar
  7. Deliciosos. No se puede decir más. Las manzanas al horno causan en mí verdadera fascinación, me da igual como (bizcochos, tartas, hojaldres, o asadas solas). El cardamomo me parece un acierto, y la acidez de la fruta roja, un buen equilibrio. Divino todo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ana, me alegra mucho que te guste mi receta :)
      A mí también me fascinan las manzanas porque nos permiten mucho juego en la cocina. Son nobles, deliciosas y, con sus matices según las variedades, podemos preparar un importante abanico de recetas una más sabrosa que la otra ;)
      Un beso.

      Eliminar
  8. Que ricos! si llego a meter el relleno en la masa, porque se ve super rico, las probare, :), una consulta tenes idea que se puede hacer con ciruelas verdes, pero verdes verdes, es que tengo un arbolito que hice algunos anos ya, esta cargadisimo pero hay mucho viento y se caen un monton y siempre las pongo a compostar, pero digo se podran consumir?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te guste mi propuesta :) Es un relleno sabroso por sí mismo, tentador y suculento; pero, en compañía de la masa hojaldrada resulta completamente irresistible. Te lo garantizo ;)
      En cuanto a las ciruelas verdes, por lo que sé, la cuestión está dividida: Siempre escuché a mis mayores que no se debían comer porque caen indigestas, porque no están maduras todavía y, por ello, el hueso/carozo está blando aún y el cianuro de la semilla en su interior le confiere un gusto amargo a la carne. Sin embargo, en algunas culturas de Oriente se comen con el agregado de sal o azúcar para contrarresta su sabor amargo y con ellas se prepara un licor típico de Centroamérica.
      No sé si con ello te ayudo en algo, pero es todo lo que sé sobre el tema…
      Saludos.

      Eliminar
  9. Ainsss, qué ricos estarán , menos mal que has podido arreglar tus problemas informáticos, jejejeej!! Se ven muy , muy ricos y fáciles de hacer. Qué sabor tan delicioso tendrán. Por cierto, me encantan los detalles de crochet que has puesto en las fotos, qué bonitos!!un beso Sivina!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Elisa, querida amiga, me alegra mucho que te guste mi receta :)
      Son unos dulces muy prácticos de preparar y súper sabrosos. Creo que gracias a ello el Wi-Fi decidió darme respiro para permitirme publicar la entrada Jajaja :D
      Como ya dije antes, nobleza obliga y debo advertir que, si bien tejo al crochet, los detalles de estas fotografías fueron realizados por las manos llenas de gracia de una queridísima amiga que teje como los dioses y combina colores y formas con una gracia y un gusto exquisitos.
      Un beso enorme para vos.

      Eliminar
  10. Ya veo que son sencillos y muy resultones! Yo también estoy reduciendo cada vez más el azúcar añadido y sienta genial, así que deben de ser ideales. La manzana es mi fruta favorita, te aseguro que ese relleno con fruta me lo comía a cucharadas tal cual, y dentro de la empanada, todavía más, con un buen té por la tarde o de desayuno es genial! Me estas dando ideas Silvina!
    Gracias por compartir guapa, y suerte con el WIFI, eso nos pasa a todos de vez en cuando ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra mucho que te guste mi propuesta y que te genere ideas ;)
      Gracias a vos por hacerte un ratito para pasar por mi cocina y dejar tu comentario :)
      Saludos.

      Eliminar
  11. Silvina, tu opción para esta semana me parece perfecta para hacer una merienda, entre amigos, el domingo por la tarde... Es fácil, rápida y muy económica, pero lo que más me gusta es que con ingredientes sencillos puedes quedar como una reina y agradar al paladar más exigente. La combinación de especias es ideal, y en estos lares, que ya hemos entrado de lleno en el otoño se me antoja perfecta.

    Tengo ganas de probar esto triangulitos, pues ya me quedé con las ganas, también, hace poco cuando publicaste los que iban rellenos de pera... A ver si un día de estos me animo, que estoy muy vaga últimamente para la cocina... no sé qué me pasa, será el cambio de estación que no me está sentando demasiado bien este año.

    Por cierto, el plato donde has presentado tus pastelitos es casi idéntico a uno que me regaló mi marido el año pasado... creo que lo he sacado en alguna ocasión en el blog. Qué coincidencia, eh?

    Besos guapa y sigue cocinando así de bien, que nos inspiras muchísimo, al menos a mi.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pilar, me alegra mucho servirte de inspiración y tentarte con mi propuesta. Como decís, es ideal para una merienda fácil, pero bien sabrosa, sin complicarnos mucho y quedando como reinas con el resultado final ;) Estoy segura que si la probás (o a los Paquetitos de pera con chocolate) quedarás encantada de la vida por lo sencillos de su elaboración y lo sabrosos que quedan :)
      Un beso grande para vos.

      Eliminar
  12. Que buenos tengo que hacerlos!!besos

    ResponderEliminar
  13. ¡Hola Silvina!
    Hoy nos ha atraído el olor de estos ricos triángulos de manzana...ummm, ¡cómo tienen que estar!. Menos mal que al final, el wifi te dejó enseñárnoslos, porque sería una pena que nos los perdiésemos =)
    Un besote guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Pero, qué alegría que me visiten. Yo sabía que con el buen olfato del chef estas manzanas con cardamomo no se les iban a escapar Jajaja ;)
      Me alegra mucho que te guste mi propuesta :) Entre nosotras: Cada vez me convenzo más que el Wi-Fi cedió por los Triángulos de manzana que, con otra receta, no sé si hubiera sido lo mismo… :D
      Besos y estupenda semana.

      Eliminar

Publicar un comentario en la entrada

Agradezco mucho que te tomes el tiempo de visitar mi cocina. Por eso, si mi receta te gusta, te resulta útil o si te quedó alguna duda, me encantaría que me dejes tu comentario.
¡Que disfrutes el paseo y espero que regreses pronto! ;)

Google+ Seguidores

Entradas populares